Instituto Nacional de Cirugía Cardíaca

El Instituto Nacional de Cirugía Cardíaca (INCC) es una institución de
asistencia médica destinada al diagnóstico y tratamiento
de las afecciones cardiovasculares
COMENZAR

Por que elegir I.N.C.C.?

Somos el primer instituto de cirugía cardíaca y hemodinamia del país con más de 50 años de experiencia. Nuestro equipo médico altamente capacitado y tecnología de punta nos colocan a la vanguardia de la medicina altamente especializada.

CATETERISMO

CARDIACO

ANGIOPLASTIA

CARDIACA

IMPLANTE

MARCAPASOS

CIRUGIA

CARDIACA

Misión

Aspiramos a mantener el liderazgo y nuestra posición de referente a nivel nacional, sustentada en un grupo humano multidisciplinario experiente, académicamente calificado y comprometido con el cumplimiento de los valores que nos identifican, bajo un estricto marco ético, con excelencia técnica y capacidad innovadora.

Visión

Nuestra razón de ser es brindar a la comunidad el máximo nivel de calidad en el diagnóstico y tratamiento de las enfermedades cardiovasculares, dispensando un trato humano, respetuoso y comprometido, con el fin de satisfacer plenamente las expectativas de los pacientes e instituciones que nos depositan su confianza.

Valores

La eficiencia, la capacidad técnica, una actitud empática para con el paciente y su entorno familiar y la cultura de la calidad y de la mejora continua son los valores esenciales que orientan el desarrollo de nuestra actividad.

Estudios Hemodinámicos

Angioplastias Coronarias

Implante de Marcapasos

Cirugías Cardíacas

Actos Médicos

CATETERISMO CARDÍACO

El cateterismo cardíaco es un procedimiento invasivo que permite valorar la anatomía del corazón y de las arterias coronarias.

Por su parte la coronariografía es la técnica complementaria que se realiza durante el mismo procedimiento, destinada a la búsqueda de obstrucciones o enfermedad en las arterias coronarias.

Ambos procedimientos consisten en la introducción de catéteres que son pequeños tubos, finos, largos y flexibles con los cuales se accede al corazón.

En nuestro centro el abordaje de acceso es en el 99% de los casos a través de una de las arterias radiales ubicadas a nivel de la muñeca, mediante punción de la misma con utilización de anestésicos locales. En caso de no ser posible este abordaje se podrá optar por utilizar una de las arterias femorales ubicadas a nivel de las ingles u otra arteria del brazo como ser la cubital y humeral.

A pesar de ser un procedimiento muy bien tolerado en la mayoría de los casos, nuestro centro es el único del País que cuenta con Médico Anestesista en sala durante el 100% de los procedimientos, buscando el mayor confort y la mayor seguridad del paciente durante el procedimiento.

El objetivo del estudio es definir y diagnosticar patologías cardíacas para poder establecer el mejor tratamiento, que podrá ser Medico, Angioplastia o Cirugía Cardíaca.

ANGIOPLASTIA CORONARIA

La Enfermedad Coronaria se caracteriza por obstrucciones de las arterias que irrigan el corazón, estas obstrucciones son producidas por placas de ateroma (depósitos lipídicos y de colesterol). Uno de los tratamientos actualmente establecidos para esta patología es la angioplastia coronaria.

En la mayoría de los casos este tratamiento se realiza a continuación del estudio diagnostico (cateterismo cardíaco), utilizando el mismo abordaje habitualmente radial, permitiendo una deambulación y alta precoz, con menor incidencia de complicaciones.

Una vez posicionado el catéter se inyecta contraste en el interior de las arterias coronarias permitiendo obtener imágenes a través de rayos X, que nos van a permitir localizar y categorizar las obstrucciones. En nuestro centro disponemos de equipo de última generación lo que nos permite obtener mejores imágenes con menor irradiación tanto para el paciente como para el personal de salud que trabaja en la sala.

Un vez localizadas y caracterizadas las placas, se procede a la angioplastia que consiste en tratar las obstrucciones coronarias a través de un catéter mediante el cual se hace llegar un pequeño balón inflable a la sección de la arteria obstruida. Este balón, al ser inflado, comprime y fractura la placa de ateroma contra las paredes de la arteria disminuyendo el porcentaje de obstrucción y abriendo paso a la sangre que circula por ella.

Posteriormente en la amplia mayoría de los casos pero no siempre, se implanta un Stent. El stent es un pequeño tubo de malla metálica que se hace llegar, mediante el catéter, hasta la zona obstruida. Una vez ubicado se expande y queda adherido a las paredes de la arteria, reforzando el procedimiento de desobstrucción. Se utiliza, con muy buenos resultados, como complemento de la Angioplastia, logrando mejores y más perdurables resultados.

Durante el procedimiento, el paciente permanece despierto, de todas formas al igual que durante el estudio diagnostico contamos con la presencia de médico anestesista en sala para favorecer el confort y la seguridad del paciente durante todo el procedimiento. Un elemento de importancia es la administración de medicación anticoagulante a fin de evitar la formación de coágulos.

IMPLANTE de MARCAPASOS

Es una forma de tratamiento para pacientes con determinadas alteraciones del ritmo cardíaco que ponen en riesgo la vida del paciente o dificultan las actividades de la vida diaria.

El ritmo cardíaco normal se origina en un marcapasos natural y se trasmite al resto del corazón mediante sistemas de conducción. Diversas enfermedades pueden afectar tanto al marcapasos natural como al sistema de conducción alterando el ritmo natural del corazón y por consiguiente la contracción del mismo.

El marcapasos implantable es un dispositivo electrónico cuyo objetivo es mantener la frecuencia cardíaca acorde a las necesidades de la vida diaria, en pacientes con este tipo de enfermedades. Consta de un generador de impulsos eléctricos y uno o más cables que conectan el generador de impulsos con el corazón. Genera en forma automática impulsos eléctricos que transcurren a través de los cables hasta las paredes del corazón para producir su contracción.

Se implanta normalmente en el tórax debajo de una de ambas clavículas, debajo de la piel mediante una pequeña incisión, y el o los cables se introducen por una vena que pasa por esa zona, permitiendo su avance hasta las cavidades cardíacas habitualmente aurícula y ventrículo derechos. Finalmente una vez posicionados los cables se crea una pequeña cavidad o bolsillo en donde se alojará el marcapasos. Todo el procedimiento se realiza con anestesia local y se suelen administrar antibióticos para prevenir las infecciones.

El marcapasos se alimenta por una batería interna. La duración de esta batería variará dependiendo entre otras cosas del tipo de marcapasos y de las veces que tenga que estimular el corazón; la media se sitúa en torno a 7 años. Cuando se agota el generador hay que recambiarlo por otro similar mediante una nueva intervención, generalmente en el mismo lugar que la primera. Si el cable está en buen estado no hace falta sustituirlo, lo que facilita y acorta considerablemente el procedimiento.

IMPLANTE de CARDIODESFIBRILADOR

Es un tratamiento no farmacológico para pacientes portadores de alteraciones graves del ritmo cardíaco (arritmias ventriculares), de aparición súbita que pueden provocar un paro cardíaco.

El objetivo fundamental del cardiodesfibrilador implantable es detectar inmediatamente esta alteración y suprimirla rápidamente ya sea mediante estimulación programada óo mediante una descarga eléctrica a fin de que se restablezca el ritmo normal. Este episodio en otras circunstancias podría haber provocado la muerte súbita.

El procedimiento consiste en implantar debajo de la piel un generador interno de impulsos eléctricos (al igual que un marcapasos) y electrodos que se colocan en las cavidades cardíacas, a través de venas que llegan al corazón.

Este aparato comprueba permanentemente el funcionamiento del corazón permaneciendo inactivo hasta que percibe la arritmia, momento en el cual actúa evitando las consecuencias perjudiciales de la arritmia.

El procedimiento se realiza con una incisión pequeña en la piel del tórax ubicada por debajo de la clavícula izquierda y se crea una pequeña cavidad o “bolsillo”. Se introduce él o los electrodos por una vena y se les hace avanzar hasta las cavidades cardíacas (más frecuentemente el ventrículo y aurícula derechos), mediante control con rayos x, se fijan y se conectan finalmente al generador.

Por último se coloca el cardiodesfibrilador (generador) en la cavidad o bolsillo formado. Una vez comprobado el correcto funcionamiento del aparato, se cierra la cavidad con unos puntos de sutura.

Periódicamente se requiere realizar controles para verificar el funcionamiento adecuado del cardiodesfibrilador. El dispositivo tiene una batería y puede agotarse en un periodo promedio de 4 años, lo cual obliga al implante de un nuevo dispositivo.

Este procedimiento se realiza con anestesia general y habitualmente requiere internación de 1 ó 2 días posterior al implante.

Este procedimiento se realiza con anestesia general y habitualmente requiere internación de 1 ó 2 días posterior al implante.

CIRUGIA de BY-PASS CORONARIO

CIRUGÍA de REVASCULARIZACIÓN CORONARIA o “BY-PASS” (PUENTE AORTO-CORONARIO)

Este tipo de intervención está destinada a tratar problemas derivados de la obstrucción de las arterias coronarias.

Consiste en unir la aorta con la arteria coronaria enferma salteando el lugar donde se encuentra la obstrucción, formando una especie de puente entre ambas, que se denomina “bypass”. A través de este puente la sangre puede irrigar adecuadamente el músculo cardiaco. El número de puentes es variable según las necesidades de cada paciente. Estos puentes son creados con segmentos de otras venas o arterias del cuerpo, como ser la arteria mamaria interna (arteria que se ubica cerca del esternón en el interior del tórax, la vena safena interna (vena de la pierna), u otros vasos.

La utilización de estas venas o arterias no afectará al paciente ni causará otros problemas derivados.

CIRUGIA VALVULAR

Las válvulas cardíacas (mitral, tricúspide, pulmonar, aórtica) están diseñadas para controlar la dirección del flujo sanguíneo que entra y sale del corazón.

En términos generales son dos los problemas más frecuentes que las pueden afectar: estenosis e insuficiencia.

Estenosis

Es un engrosamiento del tejido valvular que causa un estrechamiento del orificio.

Insuficiencia

Es una incapacidad de la válvula para cerrar completamente originándose reflujos o fugas de sangre.

La Cirugía valvular es un tipo de intervención destinada a reparar o reemplazar una o más válvulas cardíacas lesionadas, a los efectos de disminuir o eliminar estas anomalías y de esta manera los síntomas provocados por el mal funcionamiento de éstas.

Para el reemplazo valvular se utilizan prótesis de tipo mecánico, de tipo biológico o homoinjertos fabricados con tejidos humanos.

La prótesis valvular más apropiada para utilizar depende de la edad del paciente, necesidad de anticoagulación y de la válvula a tratar, considerando las ventajas y desventajas de cada tipo de prótesis.

El INCC es el centro de con mayor número de procedimientos valvulares, a su vez, somos el centro que realiza más Ecocardiogramas Intraoperatorios.

La experiencia en patologías como la Miocadiopatía hipertrófica nos coloca como referentes en el sector.

CIRUGIA de AORTA TORACICA

Este tipo de cirugía permite el reemplazo de una porción o sector de la arteria aorta (ya sea la aorta ascendente, el arco aórtico o la aorta torácica descendente) que se encuentra afectado por un aneurisma. Un aneurisma es un ensanchamiento o dilatación anormal de un sector de una arteria, cuya rotura puede llevar a la muerte del paciente. La intervención consiste en sustituir la porción aneurismática de la arteria con un injerto de material sintético.

CIRUGIA de CARDIOPATIA CONGENITA

La detección de la población adulta portadora de cardiopatía congénita se ha incrementado, como resultado de los avances en el diagnóstico y tratamiento de estos pacientes, cambiando de manera significativa su patrón de sobrevida. Algunos pacientes llegan a la vida adulta sin tratamiento quirúrgico por no requerir operación en el momento del diagnóstico o a lo largo de su evolución, o bien no existía solución quirúrgica en el momento del diagnóstico.

En el adulto con cardiopatía congénita, existen dos grandes grupos: uno formado por los pacientes que evolucionan sin tratamiento quirúrgico y otro formado por quienes recibieron alguna forma de tratamiento y viven sanos o con secuelas poco importantes. En la época actual, las posibilidades que ofrece la cirugía cardiaca correctiva se han visto incrementadas con recursos como el trasplante cardiaco y cardiopulmonar, con todas las salvedades que estos procedimientos obligan. Es de suma importancia considerar que las cardiopatías congénitas del adulto, con o sin tratamiento quirúrgico, se acompañan de cianosis, endocarditis bacterianas, arritmias atriales y ventriculares, lesiones vasculares, hipertensión pulmonar e insuficiencia cardiaca.c

Saber Más

El Instituto Nacional de Cirugía Cardíaca (INCC) es una institución de asistencia médica destinada al diagnóstico y tratamiento de las afecciones cardiovasculares,

y constituye el efector técnico del Centro de Cirugía Cardíaca, Asociación Civil sin fines de lucro creada el 21 de agosto de 1973.

El ámbito en que provee sus servicios es universal, obrando como prestador tanto para el Fondo Nacional de Recursos como dentro de la actividad privada.

LA MAYOR EXPERIENCIA

El INCC ha practicado con éxito más de 17533 cirugías, 76009 cateterismos, más de 25185 angioplastias y 14738 implantes de marcapasos, y ello lo convierte en el servicio con más experiencia en el país.

TRATAMIENTO QUIRÚRGICO DE LA FIBRILACIÓN AURICULAR

Centro pionero en el país y con mayor experiencia en el tratamiento quirúrgico de la Fibrilación Auricular, con más de 200 casos tratados. Se realiza la ablación en todos los pacientes con esa arritmia, que son operados de otras patologías concomitantes obteniendo un 82% de curación al año, manteniéndose el 76 %con ritmo sinusal a los 5 años. Es un procedimiento no financiado por el Fondo Nacional de Recursos que se practica sin costo para el paciente y su Servicio de Salud, ejemplo único dentro del mutualismo.

ABORDAJE RADIAL PARA PROCEDIMIENTOS HEMODINÁMICOS

El INCC es pionero en realizar cateterismos a través de arteria radial, desde 1997,teniendo esta vía menos complicaciones locales y generales. Permite que el paciente se levante inmediatamente luego del procedimiento y se pueden realizar todos los diagnósticos y tratamientos con material especialmente diseñado.

EQUIPO MULTIDISCIPLINARIO EN SALA DE HEMODINAMIA

En todos los procedimientos hemodinámicos participan 2 cardiólogos intervencionistas y un anestesista lo que aumenta la seguridad del procedimiento.

REEMPLAZO DE VÁLVULA AÓRTICA VIA CATETER

Es un procedimiento mínimamente invasivo que consiste en implantar una nueva válvula protésica en el corazón del paciente para reemplazar una válvula dañada o que funciona mal. Se utiliza un procedimiento de cateterismo cardíaco y asistencia con imágenes precisas para realizar el tratamiento a través de 3 o 4 incisiones diminutas. Recuperación más rápida: en general, una cirugía menos invasiva indica un período de curación más corto.

Contáctenos

Centro Asistencial:  2487 0818
Guardia Hemodinamia:  095 720 271
Guardia Cirugía Cardíaca:  095 720 281